Inflación, financiarización de la economía y flexibización cuantitativa

Quien escribe es un convencido del potencial infinitamente superior de las criptomonedas sobre el dinero fiduciario.



¿Por qué? Porque el sistema fiduciario de emisión de dinero es inflacionista y constituye el origen de las deudas por defecto. No es posible entonces construir una sociedad verdaderamente libre e independiente si todos los habitantes del planeta dependemos de los poderosos del dinero, no existe posibilidad alguna de construir un mundo verdaderamente democrático en tanto y en cuanto unos pocos controlen la emisión de dinero a gusto y discreción de sus intereses personales y corporativos.



Por eso Bitcoin, la criptomoneda madre y, otros tantos proyectos tecnológicos respaldados en la tecnología Blockchain y similares (como el Tangle de IOTA) se presentan como la solución más natural, avanzada, justa e incorruptible para construir un orden económico prospero.



El actual modelo de financiarización de la economía nos demuestra una vez más su incapacidad para combatir a las crisis porque las crisis son, esencialmente, un problema sistemico. Es decir que se encuentran en la naturaleza misma del modelo como una característica distintiva.



Los poderes facticos que se encuentran detrás del monopolio de la emisión monetaria necesitan y crean las crisis para generar acumulación y concentración de poder. Porque en el fondo es una lucha por el Poder.



Con cada crisis sistemica hemos sidos testigos del rescate de los Estados, con dinero público, a los bancos responsables del estallido de las sucesivas crisis.



El colmo de esta situación es la imposición de la flexibización cuantitativa ad infinitum, lo que podría resumirse en la descarada voluntad de emitir todo el dinero fiduciario que fuese necesario para proteger a la cleptocracia y a los banksters siempre que con su especulación y voracidad hallan logrado poner a la economía mundial al borde del abismo. Una vez más, al igual que en la última crisis financiera internacional de 2008/2009, las oligarquias financieras internacionales recurren a la flexibilización cuantitativa para tratar de apagar el fuego con más nafta. El resultado ya lo veremos muy pronto, al igual que ha ocurrido con anterioridad veremos desocupación, hambre, miseria, marginalidad, delincuencia, muerte. ¿Y todo esto para qué?



Pero no todo es negatividad, actualmente contamos con una ventaja comparativa con respecto a las anteriores crisis: estamos listos y preparados.

En 2008/2009 recién comenzaba a surgir el protocolo del nuevo signo monetario de un modelo más prospero y justo: la red Bitcoin era creada siguiendo los ideales cypherpunks del software libre y puesta al servicio de la Comunidad.



En una próxima editorial continuaremos con el tema.


Las ideas aquí expresadas son el reflejo del convencimiento de quien les escribe, convencimiento que nace de la evidencia empírica y del estudio científico de la actual problemática.

14 visualizaciones0 comentarios